Hablemos de Velocidad, La Historia del Porsche 911

Tutoriales para el Auto 2012-07-22 10

La Historia del Porsche 911
La historia del inmortal Porsche 911 es famosa y conocida y es en parte sobre esa leyenda que se sigue sosteniendo este exitoso modelo de la marca de Stuttgart-Zeffenhausen. En 1963 fue estrenado en el Salón de Frankfurt bajo la denominación 901 representando a una evolución del bellísimo y codiciado 356. El modelo de Porsche mantenía un motor posterior de cilindros horizontales refrigerados por aire pero estrenaba una configuración de 6 cilindros para sus 2 litros de desplazamiento que le otorgaban una potencia de 130 HP.

El 901 fue producido en tan sólo 13 unidades antes de ser rebautizado por el reclamo de Peugeot que se adjudicaba la propiedad intelectual de la numeración de tres dígitos con cero al medio. El fabricante alemán no se hizo problemas y cambió rápidamente su apelación por la de 911. Los años y las décadas pasaron y el 911 fue consolidándose como imagen indiscutible de Porsche sin que los otros modelos (912, 924, 928, 944, 968) pudieran reducirle protagonismo de manera que al cumplirse tres décadas de su lanzamiento había que rendir homenaje, aparte de evolucionar profundamente. Es así que en 1993 fue presentado el profundo reestyling del 911 anunciado inicialmente como modelo 993 pero que por motivos de imagen, tradición y marketing recogió la inmortal apelación 911.

Renovación Constante

Con los años, el 911 fue siempre evolucionando, su motor de 6 cilindros fue incrementando su cilindrada en parte para mejorar su rendimiento y también para no perder potencia atendiendo a las limitaciones emisivas.

Pero su evolución en 1993 fue la más importante. El nuevo Porsche mantuvo la esencia del diseño original del 911 pero su estructura fue totalmente revisada. Su carrocería se hizo más robusta y agresiva adoptando unos guardafangos más anchos y sobresalientes. Los delanteros incluso redujeron su altura gracias a que los antiguos faros redondos pasaron a ser ovalados y ubicados en forma inclinada. La parte posterior creció enormemente hacia lo ancho en parte por el aumento de la longitud de la vía posterior que recibía a la nueva suspensión multibrazo y que debía transmitir mayor potencia. Comparando con otros modelos de la marca, la parte delantera recibió un aire similar al del 959 la tracción integral de fines de los 80 y la parte posterior adquirió aires del 968.

El flat-six del Porsche presentado en 1993 mantenía su cilindrada de 3600 cc y ganaba 22 HP, gracias a los trabajos realizados en la elaborada línea de escape que pasaba a ser doble, para conseguir una potencia de 268 HP.

Dos años después, el flat-six de 3,6 litros alcanza los 281 HP conseguidos con el nuevo sistema ad admisión denominado Varioram, que optimiza la admisión por resonancia variando la longitud de los ductos de admisión.

A bajo régimen la longitud de la admisión es máxima para priorizar el torque, mientras que a altas revoluciones se acorta el recorrido de admisión para beneficiar la potencia. El sistema Varioram ocupa toda la parte alta del motor, acogido apretadamente en su descendente cofreturbina.

Tan justo entra el motor en su compartimiento que en caso de avería resulta poco menos que imposible meter la mano. Un aspecto crítico de este motor y que es enfatizado por los distribuidores es el de cuidar la temperatura de calentamiento, en especial la del aceite al operar el motor cuando todavía está frío. Ya que se trata de un auto deportivo el 911 es para correr pero para ello la temperatura del aceite del motor que trabaja con la modalidad de cárter seco debe haber alcanzado una temperatura ideal, o sea una viscosidad ideal. Para ello son tres los indicadores análogos que indican al piloto el estado del aceite (temperatura, presión y nivel) y autorizan, una vez alcanzados los valores ideales, la exigencia a fondo del motor.

Fuerza y Velocidad

La caja de 6 cambios también apareció con la actualización del 911 mientras que la transmisión Tiptronic se mantiene como opcional. El tremendo torque del motor consigue subir tan rápido el régimen que los cambios se hacen cortísimos para evitar superar las 6100 rpm que es cuando alcanza su torque máximo. Esta caja va muy de la mano con la docilidad y extracción de potencia del motor, además de permitir explotarlo en el mejor rango de su régimen y por otro lado evitar elevar el nivel de ruido que crece a altas revoluciones. El motor a bajo régimen tiene una sonoridad grave y reprimida. Apenas el régimen supera las 2 mil rpm, el motor se vuelve un melódico violín que hace acorde con el silbido de la turbina de refrigeración.

A partir de las 5500 rpm cambia de tono con y se vuelve ronco y hace sentir con fuerza su presencia al interior.

Versatilidad

Uno de los secretos de la vigencia del 911 ha sido una constante actualización en todos los aspectos como lo son seguridad, emisiones, equipamiento, comodidad y en especial el combinar un comportamiento deportivo el de uso diario. Como buen deportivo.

Hasta la actualidad este modelo es y seguirá siendo uno de los preferidos por los amantes de la velocidad y el lujo.



Artículos Relacionados

Un Poderoso Pura Sangre Mustang Clásico En dialecto sioux, la palabra Mustang designa a los caballos salvajes que habitaban las extensas llanuras de Norteamérica. En pleno siglo xx, esta pa...
El Pierce Arrow el Mejor Auto del Mundo “Extinguid... La Primera Guerra Mundial y los turbulentos años veinte fueron la mejor época para Pierce Arrow. “Estos vehículos  fueron el símbolo de una atmósfera...
¿Cuándo un automóvil se convierte en un clásico?... Muchos creen que por el hecho de tener un automóvil antiguo consideran que tienen una verdadera pieza de colección en su garaje. Pero no por tener v...
El Mini Cooper: Un clásico en evolución Mi pasión por los MiniCooper comenzó desde muy pequeño cuando mi padre tuvo una, la carrocería era roja con el techo negro. Los bienes serán de 10 pu...
Comments